viernes, 13 de julio de 2012

SEMFYC, SEMERGEN, SEMG y SEOM cierran un consenso sobre cáncer hereditario

JANO.es · 10 Julio 2012 15:03


En el documento se resumen las características principales de la atención a los individuos con esta enfermedad y la forma en la que tienen que ser identificados, evaluados y derivados a una Unidad de Consejo Genético en Cáncer.



La Sociedad Española de Medicina de Familia y Comunitaria (SEMFYC), la Sociedad Española de Médicos de Atención Primaria (SEMERGEN), la Sociedad Española de Médicos Generales y de Familia (SEMG) y la Sociedad Española de Oncología Médica (SEOM) han elaborado el primer documento de consenso sobre cáncer hereditario, con el cual pretenden mejorar la asistencia y fomentar la investigación entre los pacientes con predisposición genética a padecer este tipo de tumores.

En el documento, que está disponible en las páginas web de las distintas sociedades científicas y que se publicará en las revistas científicas de Oncología Médica y Atención Primaria, se resumen las características principales de la atención a los individuos con cáncer hereditario y la forma en la que tienen que ser identificados, evaluados y derivados a una Unidad de Consejo Genético en Cáncer.

Además, se refleja la manera en la que deben ser asesorados en cuanto a su riesgo de padecer el cáncer, los estudios genéticos a los que tienen que ser sometidos y las medidas de prevención a la que se van a someter para reducir el posible riesgo de desarrollarlo.

Concretamente, las personas que más probabilidades tienen de sufrir un cáncer hereditario son aquellas en las que hay una alta incidencia de tumores en su familia, existe una presencia del mismo tipo de cáncer en varios miembros, hay una bilateralidad del tumor cuando se presenta en órganos pares, existen varios cánceres primarios en el mismo individuo y en las que aparecen una asociación de tumores con sobrecrecimiento corporal general o asimétrico, dismorfias, malformaciones congénitas o retraso mental.

LOS CÁNCERES NO SE HEREDAN

No obstante, el presidente de SEOM, Juan Jesús Cruz, ha recordado que los cánceres no se heredan sino que se hereda la predisposición genética que, en muchos casos, no tiene por qué traducirse en un tumor. Y es que, aunque el 5 por ciento de todos los cánceres son de origen hereditario, "más del doble" de las personas que tienen dicha predisposición a padecerlo no desarrollan.

"El cáncer hereditario es una predisposición de los genes que están alterados y que pueden acabar produciendo un tumor. Por ejemplo, todas las personas heredan genes reparadores que reparan las alteraciones que producen las agresiones externas. Puede ocurrir que dichos genes heredados por la madre no funcionen bien, por lo que sólo quedan los del padre y, si esos también se estropean, hay menos posibilidades de reparar las alteraciones. Por tanto, ahí es cuando se ha heredado una predisposición genética al cáncer", ha explicado Cruz.

En estos casos, es necesario que el médico de Atención Primaria derive al paciente a una Unidad de Consejo Genético donde se le realizarán una serie de pruebas para determinar si esa persona tiene o no riesgo de sufrir un tumor.

Ahora bien, según ha matizado la coordinadora de la sección SEOM de cáncer hereditario, Carmen Guillén, es imprescindible que el médico de cabecera sepa identificar bien a este tipo de pacientes y sus factores de riesgo para que lo sepa "encauzar bien" entre los diferentes sistemas de cribado ya que, ha apostillado, los estudios genéticos no se deben de hacer de una manera "indiscriminada".

Dicho esto, ha recordado la importancia que tanto los médicos de Atención Primaria como los oncólogos estén formados para evaluar la historia familiar de tal manera que quede "clara" la diferencia entre una posible agregación familiar o un patrón de susceptibilidad al cáncer. Y es que, ha recalcado, las agrupaciones familiares en los tumores se pueden deber tanto a factores genéticos como "ambientales". Estos últimos se podrían corregir cambiando los hábitos de vida.

En este sentido, la experta del grupo de trabajo de SEMFYC sobre Genética Clínica y Enfermedades Raras, María Patrocinio Verde, ha avisado de que estos tipos de cáncer tienen una aportación "biopsicosocial" muy elevada dado que no sólo se trata al individuo sino también a la familia. Por ello, ha felicitado la creación de este consenso porque ayudará a mejorar la identificación y el manejo de estos síndromes en las consultas de Atención Primaria para llevar a cabo una correcta prevención y un diagnóstico precoz.

Por su parte, la vicepresidenta tercera de SEMG, Mercedes Otero, ha asegurado que este documento servirá de base para que todos los profesionales sanitarios cuenten con las herramientas necesarias para saber "cuándo, cómo, dónde y a quién" hay que derivar y tratar a las personas cuyas familias han padecido cáncer. "La idea es que en todas las clínicas de Atención Primaria se puedan derivar a este tipo de pacientes a una Unidad de Consejo Genético", ha recalcado.

Por último, el vocal de la junta directiva nacional de SEMERGEN, Alberto López Rocha, ha recordado que la "mejor forma" de combatir el cáncer y cualquier enfermedad es la de trabajar en equipo e interdisciplinarmente para dar una respuesta "adecuada a cualquier patología, teniendo presente que el inicio de la detección precoz y de la prevención se encuentra en la Atención Primaria, por lo que el uso de estas guías y documentos de consenso deben y tienen que servir como instrumento habitual en la práctica diaria del ejercicio profesional".

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Le informamos que los datos facilitados por Ud., incluyendo la dirección IP del equipo desde el que accede, serán incluidos en un fichero cuya titularidad es Lazos contra el cáncer.

El usuario al mandar su comentario, declara haber leído y aceptar sin condiciones la política de privacidad, que se encuentra en www.lazoscontraelcancer.com/p/politica-de-privacidad.html, lo que implica el consentimiento expreso e inequívoco a la transferencia que de sus datos personales se pudiese realizar a prestadores de servicios ubicados en los Estados Unidos (E.E.U.U.), y que quizás no alcancen el nivel adecuado de protección de datos según la normativa europea.