jueves, 25 de junio de 2015

Voluntades Anticipadas

(Foto cortesía de Freedigitalphotos)
El documento de voluntades anticipadas, también conocido como testamento vital coloquialmente, recoge las decisiones expresadas por una persona mayor de edad o menor emancipado, tomadas de forma reflexiva, libre y responsable, sobre los tratamientos médicos y cuidados de salud, en una situación en la que las circunstancias que concurran no le permitan expresar libremente su voluntad, o una vez llegado el fallecimiento, sobre el destino de su cuerpo o de los órganos del mismo.

Que esto se puede hacer, es algo que la mayor parte de la población desconoce, en parte por falta de información sobre este documento, en parte porque no nos enseñan a estar preparados ante  la posibilidad de enfermar o morir y, por tanto, nos da miedo y nos falla la voluntad para abordar situaciones futuras relacionadas con la enfermedad y la muerte.

Sin embargo, dejar por escrito nuestra voluntad respecto a nuestra enfermedad (tratamientos, desconexión de máquinas, etc.) o nuestro fallecimiento (donación de órganos, restos mortales, etc.), puede evitar conflictos familiares y ayudar a nuestros seres queridos a llevar mejor esta situación, al quitarles la presión de tener que tomar decisiones difíciles en esos momentos tan duros para todos.

Y no hay que preocuparse, porque, primero, es revocable y modificable, y, segundo, porque mientras conservemos nuestra capacidad, nuestra libertad de actuación y la posibilidad de expresar nuestra voluntad prevalece sobre las instrucciones contenidas en el Documento de Voluntades Anticipadas ante cualquier actuación clínica.

¿Cómo se puede hacer?

jueves, 30 de abril de 2015

Derecho a cambio de médico especialista


Foto cortesía de Freedigitalphotos.net

El Real Decreto 8/1996, de 15 enero, regula la libre elección de médico en los servicios de atención especializada del Instituto Nacional de la Salud.

Como norma general, son los responsables del hospital y/o de la asistencia ambulatoria quienes designan a los facultativos especialistas que atenderán las consultas que se generen desde el centro de salud y/o consultorio auxiliar. 

Mediante este procedimiento, el paciente, tras una información adecuada, podrá elegir especialista de entre los que le corresponden por su zona de adscripción, desde el mismo momento en que se le dé la cita en el centro de salud y/o consultorio auxiliar.

Las especialidades en las que el usuario podrá ejercitar el derecho de elección serán las siguientes:

- Cardiología.
- Cirugía General y del Aparato Digestivo.
- Dermatología Médico-Quirúrgica y Venereología.
- Aparato Digestivo.
- Endocrinología y Nutrición.
- Neumología.
- Neurología.
- Obstetricia y Ginecología.
- Oftalmología.
- Otorrinolaringología.
- Traumatología y Cirugía Ortopédica.
En la Comunidad Valenciana, también se puede ejercitar el derecho de elección en la especialidad de Urología. 
En el ámbito de la Comunidad Valenciana los pasos a seguir son:

viernes, 24 de abril de 2015

Derecho cambio de centro sanitario

Foto cortesía de Freedigitalphotos,net
El derecho al cambio de centro y a una segunda opinión médica  está reconocido en la Ley 41/2002 de Autonomía del Paciente, en su artículo 13, donde dispone: "Los usuarios y pacientes del Sistema Nacional de Salud, tanto en la atención primaria como en la especializada, tendrán derecho a la información previa correspondiente para elegir médico, e igualmente centro, con arreglo a los términos y condiciones que establezcan los servicios de salud competentes". 

Y el artículo 3, establece que se entiende por "libre elección: la facultad del paciente o usuario de optar, libre y voluntariamente, entre dos o más alternativas asistenciales, entre varios facultativos o entre centros asistenciales, en los términos y condiciones que establezcan los servicios de salud competentes, en cada caso."

Por tanto, todos los pacientes oncológicos tenemos derecho a elegir médico, a una segunda opinión médica -como ya vimos en este post- y a elegir centro hospitalario en el Sistema Nacional de Salud (servicios públicos). Sin embargo, son las comunidades autónomas quienes establecen las condiciones de ejercicio de estos derechos, al tener transferidas las competencias sanitarias, encontrándonos diferentes regulaciones en cada una y diversas dificultades para ejercer nuestro derecho.

En la Comunidad Valenciana los pasos a seguir son:

viernes, 17 de abril de 2015

Cuidado íntimo tras un cáncer ginecológico o de mama

De acuerdo con los datos del National Cancer Institute (NCI) alrededor del 80% de los pacientes con cáncer ginecológico o genitourinario pueden ver afectadas sus funciones sexuales. Así mismo, aproximadamente el 50% de las mujeres que han tenido cáncer de la mama sufren de disfunciones sexuales prolongadas.

Entre los medicamentos que pueden afectar en mayor medida la función sexual, se encuentran: los quimioterápicos, las hormonas (testosterona y estrógenos), algunos antibióticos y antiparasitarios, los anticolinégicos y antisecretorios H2, los antidepresivos tricíclicos, neurolépticos, ansiolíticos e hipnóticos, diuréticos y drogas antihipertensivas, etcétera. 

La cirugía, la quimioterapia, la terapia hormonal, la radioterapia o algunos medicamentos (Ej: antihistamínicos) puede causar cambios que producen sequedad vaginal, estrechez, úlceras o infecciones. Esto ocasiona dolor durante el coito.

Si el problema es la sequedad vaginal pueden utilizarse cremas y geles que se aplican directamente en la vagina, y en este punto queremos hablaros de nuestro descubrimiento en hidratantes y lubricantes bio, son de la marca Yes. Los lubricantes Yes® son confeccionados por una empresa británica fundada en el 2003 que se dedica a crear productos íntimos, naturales, puros y libres de efectos secundarios destinados al mercado de la higiene femenina. 



Hay dos variedades de Yes, Yes  basado en agua y también basado en aceite, siendo la alternativa natural a los lubricantes químicos que contienen silicona, y están certificados como orgánicos por la Soil Association del Reino Unido.

viernes, 10 de abril de 2015

Cosmética natural y eco (III): Mi dentífrico bio

Hoy vamos a hablar de otro básico de nuestra higiene diaria, el dentífrico.

Los dentífricos y enjuagues bucales convencionales contienen diversos ingredientes nocivos, entre ellos:

Sodium Lauryl Sulfate: Sustancia espumante que da una sensación de frescor, pero irrita los tejidos bucales e incluso puede causar llagas y sensibilidad.

Flúor: Existen también bastantes detractores de esta sustancia. Sin embargo un exceso de flúor provoco fluorosis dental, que produce manchas y desgaste en el esmalte dental. La ley sobre cosméticos de la Unión Europea limita el contenido de flúor a un 0,15%.

Triclosan y Clorhexidina:  Son sustancias antibacterianas y fungicidas muy usadas en la industria cosmética, el problema de estos ingredientes es que afectan a la flora positiva de la boca, y favorecen la aparición de bacterias resistentes. Estas sustancias tienen efectos nocivos sobre el medio ambiente, ya que las plantas no pueden eliminarlas, además existen dudas sobre la inocuidad del triclosan, ya que se ha estudiado su posible efecto disruptor hormonal.

Colorantes y sabores sintéticos.

Teniendo en cuenta, que nos cepillamos los dientes entre 2 y 3 veces al día, imaginaros las veces que nos exponemos a estos tóxicos al cabo del año. Podéis ver los efectos secundarios que produce una sobredosis de dentífrico aquí.


Así que, por qué no probar otras alternativas. Hay quien se fabrica su propia pasta de dientes, encontraréis tutoriales en la Red, sin embargo, a mí esto me da pereza y prefiero comprarla lista para usar :-), y he encontrado gran variedad de dentífricos bio, el que estamos usando en casa es el que veis en la foto y nos gusta mucho.